Cuarto mes de lactancia: banco de leche en casa

Cuarto mes de lactancia: banco de leche en casa

Si aún no sabes lo que es un banco de leche en casa o quieres hacer uno y no sabes cómo, en Gestar con Amor te explicamos el paso a paso para hacerlo en casa y garantizar que nunca le falte el mejor alimento a tu bebé: la leche de mamá.

Qué es y por qué hacer un banco de leche en casa

Son las reservas de leche materna que se conservan en condiciones adecuadas para hacer uso de estas en un futuro.

Si has extraído leche que no has ofrecido a tu bebé puedes conservarla para ser aprovechada más adelante. Si dentro de poco debes volver al trabajo o ausentarte por cualquier razón durante un periodo determinado, es importante contar con un almacenamiento de leche materna.

Por múltiples razones se crean los bancos de leche en casa, pero su principal finalidad es tener reservas suficientes para alimentar al bebé cuando no se pueda poner directamente al pecho.

¿Cómo hacer tu propio banco de leche?

Implementos:

Para almacenar la leche debes tener contendedores específicamente para este fin. Elige bolsitas especiales para almacenar leche materna (estas son de un solo uso) o frascos de vidrio de boca ancha con tapa de plástico libre de BPA.

Utiliza el extractor que mejor te funcione, ya sea eléctrico o manual, solo asegúrate que sea de la talla de tu pecho. También puedes hacerlo de manera manual, la mejor opción si buscas practicidad e higiene.

Extracción y almacenamiento

Lo ideal es que esta leche que guardarás la extraigas 13 o 15 minutos después de haber lactado al bebé. Hazlo cuantas veces al día sea necesario. Puede que en los primeros 3 o 4 días de empezar tu banco de leche, salga poca o incluso nada de leche. Ten paciencia, poco a poco la producción irá aumentando.

Almacena la leche en los recipientes destinados para este fin. No llenes el frasco o la bolsita hasta el tope ya que, al congelarse, el contenido se expande, además cuando la vayas a utilizar, la leche sobrante deberá desecharse.

Recuerda marcar el recipiente con la fecha de extracción y almacenarla siempre en la parte de atrás del refrigerador o congelador, nunca en la puerta.

Si recolectas diferentes cantidades de leche en un mismo día, puedes almacenarlas en un mismo recipiente al final del día, siempre que se encuentren a la misma temperatura.

Tiempo de duración

Esto es muy relativo al ambiente y clima de donde residas. Mientras que en algunos lugares la leche en el refrigerador puede durar tres días, en otros lugares no recomienda dejarla en este espacio más de 24 horas. Recuerda que la leche no debe permanecer varias horas a temperatura ambiente, una vez extraída debe refrigerarse o congelarse; esto depende de cuanto tiempo la vas a almacenar.

¿Cómo descongelarla?

Para poner a descongelar la leche puedes emplear dos métodos prácticos y seguros.

Por un lado, puedes sacarla del congelador y ponerla de inmediato en el refrigerador por unas cuantas horas (máximo 24). Así se descongelará de manera progresiva, cuando se la vayas a dar te recomendamos sumergir el recipiente con leche en un poco de agua tibia, con el fin de ponerla a temperatura ambiente y que el bebé se sienta a gusto tomándola.

Si la necesitas con un poco más de urgencia, puedes calentar un poco de agua en una olla, cuando ya se encuentre tibia el agua, apaga el fogón y sumerge el recipiente con la leche dentro de la olla, de esta forma lograrás que la leche alcance rápidamente la temperatura ideal para el consumo de tu bebé.

Recuerda que una vez has sacado la leche de la nevera o congelador no podrás volver a congelarla ni refrigerarla, la leche que sobra debe ser desechada.

Si estás próxima a volver al trabajo o simplemente quieres tener un almacenamiento para asegurarte de tener suficiente alimento para tu bebé, anímate a iniciar tu banco de leche.

 En Gestar con Amor esperamos haber aclarado muchas de tus dudas sobre este proceso y recuerda que aún tenemos mucha información que te estaremos enviando las próximas semanas. ¡Recuerda visitar nuestra página web para mucho más contenido!

Esta información ha sido elaborada bajo las respectivas recomendaciones de la Doctora Paula Soalno Pediatra y asesora de lactancia.

DRA: PAULA SOLANO

INSTAGRAM:  @drapaulasolanopediatra

Dra. Paula Solano
Médico pediatra

Comparte este articulo

Share on facebook
Facebook
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Te puede interesar…