5 POSTURAS PARA AMAMANTAR

A la hora de amamantar a tu bebé, lo primero que debes tener en cuenta es la comodidad. No hay posturas correctas o incorrectas, simplemente debes buscar que tanto tú como tu bebé estén tan cómodos como sea posible. Por esto es recomendable probar diferentes posiciones, cada bebé tiene necesidades diferentes y lo que funciona para algunos, puede que para otros no resulte una experiencia agradable. Como pautas generales, se debe tener en cuenta que la columna del bebé nunca esté torcida y la mamá siempre esté apoyada en una posición en la que pueda permanecer por varios minutos sin cansarse. Posturas hay muchas, intenta todas las que puedas y elige la que mejor te funcione, aquí te mostramos algunas de las que puedes probar:

1. Posición de cuna:

Esta es la postura más conocida. Consiste en sujetar al bebé apoyándolo en el antebrazo, es decir, con su cabeza sobre el pliegue de tu brazo. Debes llevar al bebé hacia ti de tal forma que su abdomen quede en contacto con el tuyo. Para garantizar un mejor agarre puedes sujetar el pecho del cual el bebé está tomando con la mano que tienes libre.

2. Caballito o posición koala:

Aunque esta postura no es muy común, facilita el agarre del bebé al pecho y es ideal para evitar la acumulación de gases. Debes sentarte con la espalda recta y los pies apoyados en el piso, el bebé debe estar sentado en una de tus piernas, frente a ti y con tu mano lo sujetas del cuello para mantener alineada su cabecita, le debes acercar el pecho de tal forma que el pezón apunte a su paladar.

ictericia en el recien nacido

3. Mamá acostada de lado

Esta posición es ideal cuando alimentes al bebé sobre la cama. Debes recostarte y apoyarte sobre un costado, puedes usar tu mano o una almohada para apoyar tu cabeza, ubicas a tu bebé a tu lado y lo giras suavemente frente a ti, de tal forma que el pecho del lado de la cama quede apuntando a su boquita y pueda agarrarlo fácilmente.

4. Acostada:

Esta postura ayudará mucho a las mamás a quienes se les practicó una cesárea. Debes acostarte en línea recta sobre la cama y poner a tu bebé al pecho de tal forma que su abdomen y sus pies queden apoyados sobre tu hombro. Esto impedirá que el peso del bebé caiga sobre la herida de la cesárea, evitando así roces o sensaciones incómodas debido al movimiento y apoyo del bebé.

5. Balón de rugby:

Una postura muy cómoda sobre todo si puedes hacer uso de un cojín de lactancia. Sentada, apoyando los pies en el piso, ubicas a tu bebé en posición de cuna, pero esta vez, en lugar de que su cuerpo quede horizontal a ti, debes ubicarlo por debajo de tu brazo, con sus pies apuntando a tu espalda, sujetas su cabecita para proporcionales un buen apoyo y ayudarle a hacer un correcto agarre del pecho. Esta posición es ideal para las mamás de gemelos y mellizos, ya que resulta muy cómoda para alimentar ambos bebés al tiempo.

Esta información «5 Posturas para amamantar» ha sido elaborada bajo las respectivas recomendaciones de la Doctora Natalia Páez Pediatra, asesora de lactancia y BLW-BLISS.

DRA. NATALIA PÁEZ

INSTAGRAM:  @pediatra_y_mama

Dra. Natalia Páez
Médico Pediatra

Comparte este articulo

Share on facebook
Facebook
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Te puede interesar…