Síguenos en nuestras redes

Cómo cambia tu cuerpo después del parto

Convertirse en mamá es una experiencia de transformación desde todas las áreas; mental, espiritual, emocional y, por supuesto, también física. El embarazo y el parto son procesos fisiológicos de gran impacto, con muchos cambios incómodos y difíciles de lidiar, sin embargo, con la paciencia y los cuidados adecuados, irás superando esta etapa mientras te adaptas a la experiencia de ser mamá.

¿Cuánto tarda el cuerpo en recuperarse?

Esta respuesta es muy relativa, depende no solo del estado físico durante en el embarazo, sino del estilo de vida antes la concepción. Influyen múltiples factores, desde el entorno hormonal, la genética, el tipo de alimentación, actividad física, enfermedades base, cómo fue el parto, etc. No obstante, los expertos calculan que, con los cuidados adecuados, el cuerpo tarda alrededor de un año o 18 meses en recuperarse por completo después de haber dado a luz.

1. Tu vagina

En las primeras 4 a 6 semanas después del parto habrá una secreción conocida como loquios, una sustancia compuesta de sangre, mucosidad y tejidos placentarios. Es común sentir mucha sensibilidad e irritación en el área vaginal, sobre todo después de un parto natural, si te cogieron puntos o practicaron una episiotomía. El área perineal también se tornará más oscura, pero esto irá mejorando con el paso del tiempo.

2. Cambios digestivos

Debido al proceso de lactancia sentirás mucha sed. También es frecuente que se presente estreñimiento, una afectación muy dolorosa en la etapa del posparto, por eso se recomienda una alimentación saludable desde el embarazo con el fin de prevenir este síntoma. Si has tenido un parto vaginal puede que también aparezcan las hemorroides.

3. Incontinencia

El piso pélvico es una de las estructuras que más impacto tiene durante todo el embarazo pues debe soportar el peso de muchos órganos y del bebé. Muchas mujeres sufren de incontinencia en el embarazo e incluso mucho tiempo después del parto, ahí la importancia de mantener entrenados estos músculos y prepararlos antes de la maternidad.

4. Caderas anchas y una talla más grande de pie

Las caderas se ensanchan durante todo el embarazo, por lo que regresar a su tamaño de antes puede tomar varios meses. Una alimentación balanceada y actividad física frecuente harán más rápido este proceso. En cuanto los pies, muchas mujeres experimentan un cambio en el tamaño y forma, es posible que después del embarazo mamá calce una talla más por el resto de tu vida. Sin embargo, esto no resulta molesto ni incómodo para la mayoría de las mujeres.

Otros cambios comunes después del parto, causados por las alteraciones hormonales, son la caída del cabello y los cambios emocionales. En la mayoría de los casos estos solo duran algunas semanas, mientras te adaptas a la nueva experiencia y le das a tu cuerpo los cuidados que necesita para recuperarse.

Te puede interesar…